Pulseras 

Las pulseras se han considerado por mucho tiempo un accesorio secundario, algo que por lo general quedaba escondido bajo las mangas o bien sin el que se podía pasar en estaciones más cálidas, incluso no se creía que pudieran dar mucho de qué hablar en un estilismo.

Modelos de pulseras

Cambiar este concepto es lo que queremos conseguir con nuestra venta de pulseras online, por eso los modelos que ofrecemos no pasan desapercibidos. Desde diseños vanguardistas en piezas chapadas en plata y/o bañadas en oro, pasando por pulseras de cuero con piezas de zamak bañadas en plata con incrustaciones de Swarovski Elements y también pulseras y brazaletes de plata 925 artesanos y personalizadas, lo que les convierte en piezas únicas.

En el caso de estas últimas y como ocurre con otros accesorios de plata 925 artesanos, tú eliges la pieza sobre la que quieres plasmar una inscripción o diseño personal y eso lo convertirá en una pieza totalmente diferente a cualquier otra y en un regalo muy especial para alguien que tendrá un recuerdo tuyo toda la vida.

Comprar pulseras online puede ser más sencillo que unos pendientes, ya que no depende de tantos factores, pero sí es cierto que puede añadir una pequeña dificultad que no existe cuando te decides a comprar pulseras en un establecimiento físico. La venta de pulseras a distancia cuenta con la dificultad de acertar con el tamaño de nuestra muñeca, por eso intentamos ayudarte especificando los tamaños disponibles para que encuentres el que te resulte más cómodo.

Las fotos son fiables y eso ayuda a que la venta de pulseras online no suponga un gran problema.

Si no tienes una idea clara, pero quieres comprarte o regalar una pulsera y no sabes por cuál decidirte, es bueno que tengas en cuenta la longitud de los brazos: si tienes los brazos largos o muy largos, puede quedarte muy bien una pulsera grande o muchas pulseras más finas, si por el contrario tus brazos son más bien cortos (se suele considerar cuando la muñeca, dejando los brazos caídos, queda por encima de la cabeza del fémur) es mejor no llevar demasiadas pulseras y las que lleves que sean más bien finitas. También es tu estilo, clásico o más atrevido, el que puede ayudarte a la hora de escoger el modelo adecuado decidiéndote por líneas más sencillas en el primer caso y por pulseras más rompedoras como en el segundo.

Comparar 0